Close

palabra clave:

Contando los peces en los bosques de kelp de Baja California

Los bosques de algas son la contraparte sumergidas de las selvas tropicales y se encuentran entre los ecosistemas más productivos del mundo. Son un complejo hábitat tridimensional estructurado por las algas que pueden crecer hasta 30 metros de altura y llegar a la superficie del mar. El sotobosque de macroalgas en el fondo del mar es el hábitat y refugio de muchas especies, incluyendo aquellas económicamente importantes para la pesca.

Desde el 2011 el Grupo de Ecología de Bosques Submarinos (científicos y estudiantes de la IIO y FCM en la Universidad Autónoma de Baja California), han recorrido más de 500 kilómetros de costa del Pacífico de Baja California, explorando y documentando las especies de bosques de algas marinas de la Península. Hasta la fecha, 22 sitios diferentes se han visitado, y se han realizado más de 150 inmersiones (un total de 439 áreas prospectadas mediante transectos). Esto representa el esfuerzo más serio por establecer un proyecto de monitoreo a largo plazo que ayudará a los científicos a entender la dinámica de las comunidades de bosques de kelp de Baja California, expuestas a perturbaciones naturales y antropogénicas.

Principales hallazgos:

Los resultados de nuestros estudios submarinos muestran que hay más especies de peces en el sotobosque que los que hay en la cubierta del bosque de kelp. Este patrón puede ser debido a una serie de factores, incluidos los recursos de comida, refugio de los depredadores y las olas, y la presencia de zonas de desove adecuados. La evaluación de las comunidades de peces a través de censos visuales representa el mejor método no destructivo para estudiar la composición y estructura de las comunidades de peces de bosques de algas marinas. Este programa de monitoreo representa la fuente de datos independiente de la pesquería que conduce a las comunidades de Baja California de algas. Los resultados ayudarán a evaluar la dinámica de este importante ecosistema. La información precisa y consistente que describe los bosques de algas de Baja California es fundamental a fin de diseñar estrategias de manejo y conservación exitosas.